20.2.09

Yo, Ballerina

Mi preciosa madre ha estado toda mi vida pendiente de mi y todo absolutamente cuanto tiene que ver conmigo. Se ha preocupado por mi educación, por mis cursos complementarios y hasta por mis clases de baile.
En el año 1988 mis padres me inscribieron en la Escuela de Ballet Clara Elena Ramírez (fenecida recientemente) y llegué a participar en obras de teatro como "Blancanieves y los 7 enanitos", aparte de tomar clases de jazz con su hijo Carlos Veitía, la verdad fueron unos años maravillosos. Recuerdo el primer día de clases llegué de la mano con mi papá al salón de baile y me dejó con una de las profesoras la cual me llevó al baño a ponerme la ropa de practicar que mami me había comprado en la casa de la suerte en el Conde, mi uniforme era un leotardo negro, mis medias enteras color rosa y mis zapatillas del mismo color, el lazo de mi cabeza era rosado y eso era lo que nos distinguía a todas del nivel en que estabamos, yo era principiante y me correspondía el lazo rosado, luego seguía el azul claro etc.


Doña Clara Elena (E.P.D.) sólo daba clases si alguna profesora faltaba y por supuesto coordinaba los ensayos generales pero todo lo dirigía desde su silla y cuando nos preguntaba que si éramos bailarinas o ballerinas y una que otra respondía que era una bailarina nos decía: "Las bailarinas son las de orquestas, ustedes son ballerinas". Siempre se preocupa de que mantuviéramos la postura erguida y que camináramos correctamente.

Asistía martes y jueves de 2-4 y aunque era un poco fuerte para mi porque llegaba a la 1:00 P.M. del colegio e inmediatamente me bañaba, almorzaba y salía a tomar mis queridas clases para luego regresar a mi casa a hacer mis tareas realmente lo disfrutaba.
Hoy recordé esos tiempos mientras regresaba del trabajo a casa y sentí nostalgia al recordar a mi padre esperándome mientras terminaba mis clases hablando con una de mis tías que tenía a una de sus hijas estudiando allá, recordé a mi madre emocionada invitando a sus amistades a ver mis presentaciones y a mis hermanos pidiéndome que me despatillara hasta abajo o que caminara con mis zapatillas de punta, qué buenos tiempos esos, pero luego crecí y las responsabilidades con mis estudios aumentaron ya no tenía el tiempo necesario para eso, ni para los ensayos diarios cuando teníamos presentaciones, la verdad me sentía un poco agotada y cuando me animé a comunicarle a mis padres mi decisión de retirarme del ballet por las causas antes mencionadas me apoyaron sin recriminarme nada y con el paso del tiempo mi apretada agenda infantil no terminó ahí ya que me inscribieron en inglés y en informática las cuales me ayudaron a llegar donde estoy hoy.

Me despido con esta canción que me encanta de Irene Cara "What a Feeling"




First when there's nothing
but a slow glowing dream
that your fear seems to hide
deep inside your mind.

All alone I have cried
silent tears full of pride
ina world made of steel,
made of stone.

Well, I hear the music,
close my eyes, feel the rhythm,
wrap around, take a hold
of my heart.

What a feeling.
Bein's believin'.
I can have all, now I'm dancing for my live.
Take your passion
and make it happen.
Pictures come alive, you can dance right through your live.

Now I hear the music,
close my eyes, I am rhythm.
In a flash it takes hold
of my heart.

What a feeling.
Bein's believin'.
I can have all, now I'm dancing for my live.
Take your passion
and make it happen.
Pictures come alive, you can dance right through your live.
What a feeling.

What a feeling (I am music now)
Bein's believin'. (I am rhythm now)
Pictures come alive, you can dance right through your live.
What a feeling. (You can really have it all)
What a feeling. (Pictures come alive when I call)
I can have it all (I can really have it all)
Have it all (Pictures come alive when I call call call call call what a feeling)
I can have it all (Bein's believin)
Bein's believin' (Take tour passion make it happen)
Make it happen (What a feeling)
What a feeling (Bein's believin').

5 commentaires:

Pedro Guillermo dijo...

Ahora te recrimino yo, debiste seguir. Una vez me dijo un prefesor de pintura; que a las artes hay que entregarse con vida y alma. A lo mejor hoy tubiesemos la mejor ballerina del mundo.
Gracias

mili dijo...

hola rosmery, gracias por pasar por mi blog, se que no esta muy actualisado pero estoy trabajando en eso.
Gracias por tu fidelidad

Jorge B dijo...

Aquí dándome una vueltica x tu blog, es muy interesante ver el mundo a través de tus ojos...
SLD

Abrazos!!

Belkis dijo...

La nostalgia a veces sirve para retroalimentarnos. Es bonito recordar sobre todo si son cosas que llenan el alma.
Un beso y feliz domingo

Romayris dijo...

Pedro, dejé ese arte de lado pero me envolví en otros :P. Todavía recuerdo las poses pero ya no levanto las piernas como antes y mucho menos me despatillo jajajaja te imaginas ese espectáculo!

Mili, te espero de vuelta pronto, la verdad es que me gustan los temas que posteas :-)

Jorge B, ver el mundo a través de mis ojos puede resultar interesante porque veo y hago cosas muy distinta de las personas comunes.

Belkis, esos momentos son el combustible que nos recuerdan de dondep artimos y hacia donde nos dirigimos.

Saludos y abrazos a tod@s.